Loading...
Proyecto Ley Orgánica 2017-10-17T13:35:04+00:00

EL PLENO DE LA ASAMBLEA NACIONAL CONSIDERANDO

Que, La Constitución de la República regula en su artículo 120 las atribuciones y facultades de la Asamblea Nacional, entre las que consta expedir, codificar, reformar y derogar leyes;

Que, El numeral segundo del artículo 133 de la Constitución de la República señala que serán orgánicas aquellas leyes que regulan el ejercicio de los derechos y garantías constitucionales;

Que, El artículo 84 de la Constitución de la República dispone que en ningún caso, la reforma de la Constitución, leyes, otras normas jurídicas ni los actos de poder público atentarán contra los derechos que reconoce la Constitución;

Que, El numeral segundo del artículo 11 de la Constitución de la República dispone que nadie podrá ser discriminado y que el Estado adoptará medidas de acción afirmativa que promuevan la igualdad real a favor de los titulares de derechos que se encuentre en situación de desigualdad;

Que, El artículo 32 de la Constitución de la República dispone que la salud es un derecho que garantiza el Estado, cuya realización se vincula al ejercicio de otros derechos, entre ellos el derecho al agua, la alimentación, la educación, la cultura física, el trabajo, la seguridad social, los ambientes sanos y otros que sustentan el buen vivir.

Que, El artículo 32 de la Constitución de la República dispone que el Estado garantizará el derecho a la salud mediante políticas económicas, sociales, culturales, educativas y ambientales; y el acceso permanente, oportuno y sin exclusión a programas, acciones y servicios de promoción y atención integral de salud, salud sexual y salud reproductiva. La prestación de los servicios de salud se regirá por los principios de equidad, universalidad, solidaridad, interculturalidad, calidad, eficiencia, eficacia, precaución y bioética, con enfoque de género y generacional.

Que, El artículo 50 de la Constitución de la República dispone que el Estado garantizará a toda persona que sufra de enfermedades catastróficas o de alta complejidad el derecho a la atención especializada y

gratuita en todos los niveles, de manera oportuna y preferente.

Que, El artículo 424 de la Constitución de la República dispone que las normas y los actos del poder público deberán mantener conformidad con las disposiciones constitucionales; en caso contrario carecerán de eficiencia jurídica;

Que, El Cáncer en el Ecuador demanda la atención prioritaria por parte del Estado, y el establecimiento de políticas de salud pública que permitan mejorar la calidad de vida de quienes lo padecen; y,

En ejercicio de sus facultades y atribuciones, constitucionales y legales, expide la siguiente:

“LEY ORGÁNICA DE LUCHA CONTRA EL CÁNCER”

TÍTULO I

PRINCIPIOS Y DISPOSICIONES FUNDAMENTALES

CAPÍTULO PRIMERO

DEL OBJETO, ÁMBITO Y FINES

Artículo 1.- Objeto.-

La presente Ley tiene por objeto diseñar, establecer, articular y ejecutar todas las acciones necesarias para optimizar la prevención, el control, la atención médica, el apoyo emocional y psicológico, la asistencia en todas sus formas, la investigación, la educación y, en general, la intervención en todas las áreas relacionadas con el cáncer, las personas que lo padecen, sus familiares y círculos sociales, para alcanzar una adecuada atención integral oncológica, una oportuna detección y la correcta difusión de información a la sociedad, con el objeto de garantizar un diagnóstico y tratamiento adecuados que considere tanto los aspectos médicos, como los emocionales y sociales del paciente.

Estas acciones permitirán reducir la mortalidad por cáncer, mejorar la atención integral oncológica y priorizar la prevención, detección temprana, diagnóstico, tratamiento, rehabilitación y cuidados paliativos

Artículo 2.- Ámbito. –

La Ley Orgánica de Lucha Contra el Cáncer será de obligatoria aplicación dentro del territorio de la República del Ecuador. Esta Ley ampara a los enfermos oncológicos ecuatorianos o extranjeros que se encuentren en el territorio de la República del Ecuador; sus parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad, su cónyuge, pareja en unión de hecho y/o representante legal y las personas jurídicas públicas, semipúblicas y privadas sin fines de lucro, dedicadas a la atención, protección y cuidado de los pacientes oncológicos. El ámbito de aplicación de la presente Ley abarca los sectores público y privado.

Artículo 3.- Fines. –

La Ley Orgánica de Lucha Contra el Cáncer tiene los siguientes fines:

1. Establecer el Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

2. Promover e impulsar la promoción, prevención, detección oportuna, atención integral, rehabilitación y educación de los enfermos oncológicos a través de servicios de calidad.

3. Promover un sistema integral de tratamiento de pacientes oncológicos, que priorice la atención médica de calidad, prestada con componentes más humanos y afectivos.

4. Procurar el cumplimiento de mecanismos de protección y cuidado, que permitan eliminar las limitaciones externas, sociales, educativas, físicas, conductuales de las que son objeto diariamente los pacientes oncológicos.

5. Eliminar toda forma de abandono, discriminación, odio, explotación, violencia y abuso de autoridad por razones médicas, físicas, emocionales de los pacientes oncológicos y sancionar a quien incurriere en estas acciones.

6. Promover la corresponsabilidad y participación de la familia, la sociedad y las instituciones públicas, semipúblicas y privadas para lograr la inclusión social de los pacientes oncológicos y el ejercicio pleno de sus derechos.

CAPÍTULO SEGUNDO

DE LOS PRINCIPIOS RECTORES Y DE APLICACIÓN

Artículo 4.- Principios fundamentales. –

La presente Ley, su Reglamento, y las decisiones que con base en ellas sean tomadas en el futuro por los organismos pertinentes, estarán fundamentados en los siguientes valores y principios:

1. El respeto y garantía al derecho a la vida, como valor supremo.

2. No discriminación. Ningún enfermo oncológico, ni su familia o círculo social, puede ser discriminada.

3. Garantía de Derechos. Los derechos de los pacientes oncológicos no podrán ser anulados o reducidos a causa de su condición de salud.

4. In dubio pro hombre. En caso de duda sobre el alcance de las disposiciones legales, estas se aplicarán en el sentido más favorable y progresivo a la protección de los enfermos oncológicos.

5. Igualdad. Todas las personas son iguales ante la Ley.

6. Responsabilidad social. El Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer es solidario e incluyente. La sociedad en su conjunto es parte activa de las acciones que este tome.

7. Interculturalidad. El Estado reconoce las ciencias, creencias, costumbres, saberes ancestrales, medicinas y prácticas de las comunidades, pueblos y nacionalidades usadas para el tratamiento y cura del cáncer.

8. Accesibilidad. El Estado garantiza el acceso de los pacientes oncológicos al entorno físico, al transporte, la información y las comunicaciones, incluidos los sistemas y las tecnologías de información y las comunicaciones, y a otros servicios e instalaciones abiertos al público o de uso público, tanto en zonas urbanas como en rurales; así como la eliminación de obstáculos que dificulten el goce y ejercicio de sus derechos.

9. Atención prioritaria. En las actividades de la vida cotidiana, se dará a los pacientes oncológicos atención especial y espacios preferenciales.

La presente normativa también se sujeta a los demás principios consagrados en la Constitución de la República, relacionada a los Derechos de la salud de grupos vulnerables y demás tratados e instrumentos internacionales de Derechos humanos.

TÍTULO II

DE LOS PACIENTES ONCOLÓGICOS, SUS DERECHOS, GARANTÍAS Y BENEFICIOS

CAPÍTULO PRIMERO

DE LOS PACIENTES ONCOLÓGICOS Y DEMÁS SUJETOS DE LEY

SECCIÓN PRIMERA

DE LOS SUJETOS

Artículo 5.- Sujetos. –

Se encuentran amparados por esta Ley:

a) Los pacientes oncológicos ecuatorianos o extranjeros residentes en el territorio ecuatoriano;

b) Las y los ecuatorianos que padezcan de enfermedad oncológica que se encuentren en el exterior, en lo que fuere aplicable y pertinente de conformidad a esta Ley;

c) Las y los parientes hasta cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad, cónyuge, pareja en unión de hecho, representante legal o las personas que tengan bajo su responsabilidad y/o cuidado a un paciente oncológico; y,

d) Las personas jurídicas públicas, semipúblicas y privadas sin fines de lucro, dedicadas a la atención y cuidado de pacientes oncológicos, debidamente acreditadas por la autoridad competente.

Artículo 6.- Paciente Oncológico. –

Para los efectos de esta Ley se considera como paciente oncológico a todo ciudadano ecuatoriano o extranjero residente en el Ecuador, que padezca cualquier tipo de cáncer, en cualquier fase de la enfermedad, así como los ecuatorianos residentes en el exterior en igual condición, de conformidad con esta Ley y su Reglamento.

SECCIÓN SEGUNDA

DEL SISTEMA NACIONAL DE LUCHA CONTRA EL CÁNCER

Artículo 7.- Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer. –

Se crea el Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer, el cual estará conformado por la Red Nacional de Salud, la Red Complementaria de Salud y las organizaciones de la sociedad civil sin fines de lucro, cuyo ámbito de acción esté relacionado con la materia de esta Ley, y hayan sido previamente acreditadas por la autoridad competente.

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer vigilará y articulará las acciones coordinadas, el correcto funcionamiento y la vigilancia del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer; de igual forma, coordinará con la autoridad sanitaria nacional todos los aspectos relacionados a su evaluación y aplicación.

SECCIÓN TERCERA

DE LAS PERSONAS JURÍDICAS DEDICADAS A LA ATENCIÓN DE PACIENTES ONCOLÓGICOS

Artículo 8.- Registro Nacional de Lucha Contra el Cáncer. –

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer será el responsable de llevar el Registro Nacional de las personas jurídicas públicas, semipúblicas y privadas dedicadas a la atención de pacientes oncológicos, así como de todas las organizaciones de la sociedad civil que estén directa o indirectamente relacionadas con ésta área, entendiendo que se incluirá en dicho registro a las organizaciones sociales que den apoyo a los pacientes oncológicos, a sus familias y círculos sociales en cualquier ámbito relacionado con la enfermedad y el paciente.

Artículo 9.- Interconexión de bases de datos-

Las bases de datos de los registros elaborados por personas jurídicas públicas, semipúblicas y privadas dedicadas a la atención de pacientes oncológicos mantendrán la debida interconexión con el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, así como con el Ministerio de Salud Pública, a fin de procurar una base de información actualizada que permita asegurar un adecuado sistema integral de atención oncológica a los beneficiarios de esta Ley.

Artículo 10.- Remisión de información. –

Las personas jurídicas públicas, semipúblicas y privadas dedicadas a la atención de pacientes oncológicos están obligadas a reportar mensualmente al Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y al Ministerio de Salud Pública, la información que forme parte del Registro Nacional de Lucha Contra el Cáncer, la misma que será detallada en el Reglamento y en las resoluciones que al respecto tome el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

CAPÍTULO SEGUNDO

DE LOS DERECHOS DE LOS PACIENTES ONCOLÓGICOS

SECCIÓN PRIMERA DE LOS DERECHOS

Artículo 11.- Derechos. –

El Estado, a través del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer y de todos sus organismos y entidades, reconoce y garantiza a los pacientes oncológicos el pleno ejercicio de los derechos establecidos en la Constitución de la República, los tratados e instrumentos internacionales y esta Ley, y su aplicación directa por parte de los funcionarios públicos, administrativos y judiciales, de oficio o a petición de parte; así como también por parte de las personas naturales y jurídicas privadas.

Se reconoce los derechos establecidos en esta Ley en lo que les sea aplicable, a los parientes hasta cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad, cónyuge, pareja en unión de hecho o representante legal que tengan bajo su responsabilidad y/o cuidado a un paciente oncológico, en los términos que establezca el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

Artículo 12.- Medidas de acción afirmativa. –

El Estado, a través de los organismos competentes, adoptará las medidas de acción afirmativa en el diseño y la ejecución de políticas públicas que fueren necesarias para garantizar el ejercicio pleno de los derechos de los pacientes oncológicos que se encontraren en situación de vulnerabilidad.

Para el reconocimiento y ejercicio de derechos, diseño y ejecución de políticas públicas, así como para el cumplimiento de obligaciones, se observará la situación y condición médica y humana del paciente oncológico y se le garantizará los derechos propios de su situación particular.

Artículo 13.- Cooperación Interinstitucional. –

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer coordinará con las autoridades nacionales en el ámbito de su competencia, con los Gobiernos Autónomos Descentralizados, y con las personas jurídicas de derecho público y privado que forman parte del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer, la promoción y difusión de las políticas públicas establecidas en beneficio de los pacientes oncológicos.

Las personas jurídicas privadas sin fines de lucro presentarán al Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer sus planes, programas y acciones que ejecuten o ejecutarán en beneficio de los pacientes oncológicos, sus familias y círculos sociales, los mismos que serán discutidos, analizados y, de ser procedente, incorporadas como parte de las políticas aprobadas por el Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

SECCIÓN SEGUNDA

DE LA SALUD

Artículo 14.- Derecho a la Salud. –

El Estado garantizará a los pacientes oncológicos el derecho a la salud integral y asegurará el acceso a los servicios de promoción, prevención, atención especializada permanente y prioritaria, habilitación y rehabilitación integral de salud, en un ambiente humano, digno, solidario e inclusivo, tanto en las entidades públicas como en las privadas que presten servicios de salud, así como de manera complementaria y vinculante en las organizaciones de las sociedad civil sin fines de lucro que formen parte del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

La atención a la salud de los pacientes oncológicos, en lo que tiene que ver exclusivamente con el ámbito médico, será de responsabilidad de la autoridad sanitaria nacional, sin embargo, estas formarán parte las políticas públicas de atención integral que serán fijadas por el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

Artículo 15.- Promoción, prevención, atención oportuna, asistencia. –

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer dispondrá a las autoridades nacionales de salud, educación, laboral, movilidad y planificación, así como de otras dentro del ámbito de sus competencias, la ejecución de los planes, programas y estrategias de promoción, prevención, detección temprana, atención oportuna, asistencia, que sean definidas previamente.

Artículo 16.- Genética humana y ética.-

La autoridad sanitaria nacional, dentro del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer, normará, desarrollará y ejecutará el Programa Nacional de Genética Humana con enfoque en tratamientos oncológicos y procesos relacionados, con total apego a los principios de ética y a los derechos consagrados en la Constitución de la República y en los tratados e instrumentos internacionales.

Artículo 17.- Medicamentos, insumos, apoyo emocional y psicológico.-

El Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer garantizará que las entidades públicas o privadas que lo conforman, de acuerdo a las características y particularidades de cada una de ellas, cuenten con la disponibilidad oportuna y permanente de medicamentos e insumos requeridos en la atención de enfermedades oncológicas, así como estén en capacidad de brindar apoyo emocional, psicológico y en general otras asistencias requeridas por los pacientes oncológicos o sus familias, de conformidad con esta Ley, el

Reglamento y las resoluciones que en lo posterior adopte el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer dictará la normativa que permita implementar programas de soporte psicológico para pacientes oncológicos y sus familiares. También se normará la implementación de programas de capacitación periódica dirigida a las personas que prestan sus servicios dentro de las entidades públicas o privadas que forman parte del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer, a fin de fomentar una cultura de atención humana, compasiva, solidaria e inclusiva como política pública. Estos programas de capacitación incluirán, de forma voluntaria, a las personas particulares que cuidan de pacientes oncológicos.

Artículo 18.- Seguros de vida y/o salud y medicina prepagada.-

La Superintendencia de Bancos y Seguros controlará y vigilará que las compañías de seguro y/o medicina prepagada incluyan en sus contratos, coberturas y servicios de seguros de vida y/o salud a los pacientes oncológicos, cualquiera sea su fase de enfermedad, sin exclusión, limitación o trato discriminatorio de ningún tipo.

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer vigilará que los servicios de salud prestados a los pacientes oncológicos por las compañías mencionadas en el inciso anterior sean de la más alta calidad y adecuados a su condición.

Todo modelo de contrato global de las compañías de seguros privados que incluyan coberturas de vida y/o de salud y de las compañías de salud y/o medicina prepagada deberá ser aprobado y autorizado por la Superintendencia de Bancos y Seguros, para lo cual deberá

mantener coordinación con el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

Los contratos no podrán contener cláusulas de exclusión por motivos de preexistencias y las mismas serán cubiertas aún cuando la persona cambie de plan de salud o aseguradora.

Se prohíbe a las compañías de seguro y/o medicina prepagada negarse a celebrar un contrato de las características señaladas o a prestar dichos servicios, proporcionarlos con menor calidad o incrementar los valores regulares de los mismos, estando sujetos a las sanciones correspondientes por parte de la Superintendencia de Bancos y Seguros y demás autoridades competentes.

SECCIÓN TERCERA

DE LA EDUCACIÓN

Artículo 19.- Derecho a la educación.-

El Estado procurará que los pacientes oncológicos puedan acceder, permanecer y culminar, dentro del Sistema Nacional de Educación y del Sistema de Educación Superior, sus estudios, para obtener educación, formación y/o capacitación, asistiendo a clases en un establecimiento educativo especializado o en un establecimiento de educación escolarizada, según el caso.

Artículo 20.- Educación inclusiva.-

La autoridad educativa nacional implementará las medidas pertinentes para promover la inclusión de estudiantes con necesidades educativas especiales que requieran apoyos

técnico-tecnológicos y humanos, tales como personal especializado, temporales o permanentes y/o adaptaciones curriculares y de accesibilidad física, comunicacional y espacios de aprendizaje, en un establecimiento de educación escolarizada.

Para el efecto, la autoridad educativa nacional formulará, emitirá y supervisará el cumplimiento de la normativa nacional que se actualizará todos los años e incluirá lineamientos para la atención de pacientes oncológicos con necesidades educativas especiales. Esta normativa será de cumplimiento obligatorio para todas las instituciones educativas en el Sistema Educativo Nacional.

Artículo 21.- Evaluación para la educación especial.-

El ingreso o la derivación hacia establecimientos educativos especiales para pacientes oncológicos que lo requieran será justificada única y exclusivamente en aquellos casos en que previa solicitud o aprobación de los padres o representantes legales, se realice una evaluación integral por parte de un equipo multidisciplinario especializado que certifique, mediante un informe motivado, que no fuere posible su inclusión en los establecimientos educativos regulares.

La evaluación que señala el inciso anterior será base sustancial para la formulación del plan de educación, considerando a la persona humana como su centro. La conformación y funcionamiento de los equipos multidisciplinarios especializados estará a cargo de la autoridad educativa nacional, de conformidad a lo establecido en el respectivo Reglamento.

Artículo 22.- Educación especial y específica.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer coordinará con las respectivas autoridades competentes en materia de educación, el diseño, la elaboración y la ejecución de los programas de educación, formación y desarrollo progresivo del recurso humano necesario para brindar la atención integral a los pacientes oncológicos, considerando sus necesidades y procurando la igualdad de oportunidades para su integración social.

La autoridad educativa nacional procurará proveer los servicios públicos de educación especial y específica para aquellos que no puedan asistir a establecimientos regulares de educación, en razón de la condición clínica y funcional de su enfermedad.

La autoridad educativa nacional garantizará la educación inclusiva, especial y específica dentro del Plan Nacional de Lucha Contra el Cáncer, mediante la implementación progresiva de programas, servicios y textos guías en todos los planteles educativos.

Artículo 23.- Capacitación y formación a la comunidad educativa.-

La autoridad educativa nacional propondrá y ejecutará, en coordinación con el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, programas de capacitación y formación relacionados con el cáncer en todos los niveles y modalidades del sistema educativo. Serán parte de estos programas aquellas organizaciones de la sociedad civil sin fines de lucro con experiencia en el ramo que lo soliciten.

Artículo 24.- Accesibilidad a la educación.-

La autoridad educativa nacional en el marco de su competencia, en coordinación con el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, vigilará y supervisará, con apoyo de los Gobiernos Autónomos Descentralizados, que las instituciones educativas escolarizadas y

no escolarizadas, especial y de educación superior, públicas y privadas, cuenten con infraestructura, diseño universal, adaptaciones físicas, ayudas técnicas y tecnológicas para los enfermos oncológicos con necesidades de accesibilidad especiales; adaptación curricular, según la necesidad; y, otras medidas de apoyo personalizadas y efectivas que fomenten el desarrollo académico y social de los pacientes oncológicos.

Artículo 25.- Equipos multidisciplinarios especializados.-

La autoridad educativa nacional garantizará, en coordinación con el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, en todos sus niveles, la implementación de equipos multidisciplinarios especializados en materia de cáncer, los cuales deberán realizar la evaluación, seguimiento y asesoría para la efectiva inclusión, permanencia y promoción de los pacientes oncológicos, de acuerdo a su necesidad, dentro del sistema educativo nacional.

Los miembros de los equipos multidisciplinarios especializados acreditarán formación y experiencia en el área tendrán cobertura según el modelo de gestión de la autoridad educativa nacional.

Artículo 26.- Educación co-participativa.-

La autoridad educativa nacional y los centros educativos inclusivos, especiales y regulares deberán involucrar, como parte de la comunidad educativa, a la familia y/o a las personas que tengan bajo su responsabilidad y/o cuidado a pacientes oncológicos en la participación de los procesos educativos y formativos.

Artículo 27.- Becas.-

Aquellos pacientes oncológicos con discapacidad, en cuya localidad no exista un establecimiento educativo público con servicios adecuados para atender a sus necesidades educativas especiales, podrán recibir becas y créditos educativos del Instituto Ecuatoriano de Crédito Educativo, a fin de que asistan a una institución educativa particular o fiscomisional que sí ofrezca los servicios adecuados, de conformidad con la normativa específica que se expida para el efecto.

SECCIÓN CUARTA

DE LA CULTURA

Artículo 28.- Derecho a la cultura.-

El Estado, a través del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y de la autoridad nacional competente en cultura, garantizará a los pacientes oncológicos el acceso, participación y disfrute de las actividades culturales, recreativas, artísticas y de esparcimiento; así como también apoyará y fomentará la utilización y el desarrollo de sus habilidades, aptitudes y potencial artístico, creativo e intelectual, implementando mecanismos de accesibilidad.

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, en coordinación con la autoridad nacional competente en cultura, formulará las políticas públicas con el fin de promover programas y acciones para garantizar los derechos de los enfermos oncológicos.

SECCIÓN QUINTA

DEL TRABAJO Y CAPACITACIÓN

Artículo 29.- Derecho al trabajo.-

Los pacientes oncológicos, de acuerdo a su condición de salud, tienen derecho a acceder a un trabajo remunerado en condiciones de igualdad y a no ser discriminados en las prácticas relativas al empleo, incluyendo los procedimientos para la aplicación, selección, contratación, capacitación e indemnización de personal y demás condiciones establecidas en los sectores público y privado.

Artículo 30.- Políticas laborales.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, en coordinación con la autoridad nacional encargada de las relaciones laborales, formulará las políticas sobre formación para el trabajo, empleo, inserción y reinserción laboral, readaptación profesional y reorientación ocupacional para pacientes oncológicos y en lo pertinente a los servicios de orientación laboral, promoción de oportunidades de empleo, facilidades para su desempeño, colocación y conservación de empleo.

Artículo 31.- Sustitutos.-

Los parientes hasta cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad, cónyuge, pareja en unión de hecho, representante legal o las personas que tengan bajo su responsabilidad y/o cuidado a un paciente oncológico, de acuerdo a los requisitos establecidos en el Reglamento y resolución adoptadas por el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, podrán reemplazar de forma temporal en actividades laborales al paciente oncológico incapacitado.

El mismo caso será aplicable al padre, madre o cuidador primario de un niño, niña o adolescente enfermo con cáncer, que deba destinar sus horas de jornada laboral al cuidado y tratamiento del paciente oncológico.

Artículo 32.- Estabilidad laboral.-

Los pacientes oncológicos, así como el padre, madre o cuidador primario de un niño, niña o adolescente enfermo con cáncer, que deba destinar sus horas de jornada laboral al cuidado y tratamiento del paciente oncológico gozarán de estabilidad especial en el trabajo.

En el caso de despido intempestivo de un paciente oncológico, así como el padre, madre o cuidador primario de un niño, niña o adolescente enfermo con cáncer, que deba destinar sus horas de jornada laboral al cuidado y tratamiento del paciente oncológico deberá ser indemnizado con un valor equivalente a dieciocho (18) meses de remuneración, adicionalmente de la indemnización legal correspondiente.

Artículo 33.- Derecho a permiso, tratamiento y rehabilitación.-

Los pacientes oncológicos, así como el padre, madre o cuidador primario de un niño, niña o adolescente enfermo con cáncer, que deba destinar sus horas de jornada laboral al cuidado y tratamiento del paciente oncológico, tendrá derecho a gozar de permiso para someterse a tratamiento y rehabilitación, o cuidado del paciente de ser el caso, de acuerdo a la prescripción médica debidamente certificada, tanto en el sector público como en el privado, de conformidad con la Ley.

Se prohíbe disminuir la remuneración a pacientes oncológicos, así como al padre, madre o cuidador primario de un niño, niña, o adolescente enfermo con cáncer, que deba destinar sus horas de jornada laboral al cuidado y tratamiento del paciente oncológico.

Artículo 34.- Crédito preferente.-

Las entidades públicas crediticias mantendrán una línea de crédito preferente para emprendimientos individuales, asociativos y/o familiares de los pacientes oncológicos y de los padres de niños y niñas enfermos con cáncer.

El Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social otorgará créditos quirografarios, reduciendo en un cincuenta por ciento (50%) el tiempo de las aportaciones necesarias para tener acceso a los mismos. En este caso, no se exigirá como requisito que las aportaciones sean continuas.

SECCIÓN SEXTA

DE LA ACCESIBILIDAD

Artículo 35.- Accesibilidad.-

Se garantizará a los pacientes oncológicos la accesibilidad y utilización de bienes y servicios de la sociedad, eliminando barreras físicas, culturales, sociales que impidan o dificulten su normal desenvolvimiento e integración social.

PARÁGRAFO 1°

DE LA ACCESIBILIDAD AL TRANSPORTE PÚBLICO Y COMERCIAL

Artículo 36.- Accesibilidad en el transporte.-

El Estado, a través del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, en coordinación con la autoridad nacional en materia de transporte, garantizará la accesibilidad oportuna de los pacientes oncológicos al transporte público requerido para la adecuada movilización desde su lugar de residencia hacia el lugar en que se preste el servicio de atención de salud integral, y viceversa. En los lugares en los que por razones de cualquier índole no existiese servicio de transporte público, el Estado procurará facilitar los medios de movilización del paciente oncológico y un acompañante, privilegiando siempre el cuidado de la vida y la salud del paciente.

PARAGRAFO 2º

DE LAS TARIFAS PREFERENCIALES

Artículo 37.- Transporte público y comercial.-

Los pacientes oncológicos con condición física discapacitante, y aquellos pacientes oncológicos que deban realizar traslados interprovinciales para acceder a sus tratamientos médicos, pagarán una tarifa preferencial del cincuenta por ciento (50%) de la tarifa regular en los servicios de transporte terrestre público y comercial, interprovincial e internacional; así como en los servicios de transporte aéreo nacional, fluvial, marítimo y ferroviario. Se prohíbe recargo alguno en la tarifa de transporte por concepto del acarreo de sillas de ruedas, andaderas u otras ayudas técnicas.

En el caso del transporte aéreo en rutas internacionales, la tarifa será establecida conforme a la Ley, los acuerdos y los convenios respectivos, la misma que no será menor al veinticinco por ciento (25%) de la tarifa regular.

SECCIÓN SÉPTIMA

DE LA SEGURIDAD SOCIAL

Artículo 38.- Seguridad Social.- La seguridad social es un derecho irrenunciable y será deber y responsabilidad primordial del Estado garantizar y hacer efectivo su pleno ejercicio con respecto de los pacientes oncológicos que requieran atención permanente y de las personas y las familias que cuiden de ellas.

Artículo 39.- Afiliación voluntaria al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social.-

El Estado garantizará la accesibilidad de los pacientes oncológicos a la afiliación voluntaria, con los mismos servicios y beneficios de la afiliación voluntaria general, sin requerimiento del examen médico.

Artículo 40.- Pensión por discapacidad permanente total o permanente absoluta, devenida de la enfermedad oncológica.-

Los afiliados a quienes les sobrevenga una discapacidad permanente total o permanente absoluta, producto de su enfermedad oncológica, tendrán derecho a la pensión por discapacidad sin requisito mínimo de aportaciones previas.

Para el cálculo de la pensión se aplicarán los mínimos, máximos y ajustes periódicos que efectúe el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social para la jubilación por invalidez.

SECCIÓN OCTAVA

DE LA PROTECCIÓN SOCIAL

Artículo 41.- Derecho a la protección social.-

Los pacientes oncológicos tienen derecho a la protección social del Estado dirigido al máximo desarrollo individual, cuidado integral y trato humano, digno y solidario.

Artículo 42.- Políticas de protección social.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, en coordinación con la máxima autoridad nacional encargada de la inclusión económica y social y/o los Gobiernos Autónomos Descentralizados, articularán, con las entidades públicas y privadas, el desarrollo y ejecución de políticas destinadas a:

1. Fomentar el goce y ejercicio de los derechos de los pacientes oncológicos;

2. Orientar y capacitar a las personas y a las familias que tienen bajo su cuidado a pacientes oncológicos, en el buen trato y atención que deben prestarles;

3. Promover de manera prioritaria la recomposición del núcleo familiar y social de pacientes oncológicos.

4. Procurar la incorporación de forma temporal de pacientes oncológicos y sus cuidadores primarios en albergues y casas de acogida debidamente calificados que, por motivo de su tratamiento, deban movilizarse fuera de su lugar de residencia.

5. Implementar, con la participación de las organizaciones de la sociedad civil sin fines de lucro, centros diurnos de cuidado para pacientes oncológicos y sus familias.

6. Establecer mecanismos de participación, solidaridad y responsabilidad comunitaria para la integración e interacción social de los pacientes oncológicos y sus familias.

7. Establecer mecanismos para la inclusión de los niños, niñas o adolescentes enfermos con cáncer en centros de desarrollo infantil;

8. Apoyar el desarrollo de programas y proyectos que fomenten a la sostenibilidad de los niveles asociativos del Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

TÍTULO III

DEL SISTEMA NACIONAL DE LUCHA CONTRA EL CÁNCER

Artículo 43.- Organismos del sistema.-

El Sistema Nacional de Lucha Contra el Cáncer estará conformado por tres (3) niveles de organismos:

1. Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, encargado de la formulación, transversalización, observancia, seguimiento y evaluación de políticas públicas;

2. Defensoría del Pueblo y órganos de la Administración de Justicia, encargados de la protección, defensa y exigibilidad de derechos; y,

3. Organismos de ejecución de políticas, planes, programas y proyectos, tales como autoridades nacionales y Gobiernos Autónomos Descentralizados competentes en diferentes ámbitos y, entidades públicas y privadas de atención para pacientes oncológicos.

CAPÍTULO PRIMERO

DEL CONSEJO NACIONAL DE LUCHA CONTRA EL CÁNCER

SECCIÓN PRIMERA

DE LA NATURALEZA Y OBJETO

Artículo 44.- Naturaleza y objeto.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer es una institución de derecho público, autónoma, con personalidad jurídica y patrimonio propio.

Ejerce atribuciones de formulación, transversalización, observancia, seguimiento y evaluación de las políticas públicas implementadas por las funciones del Estado y las instituciones de los sectores público y privado, para la plena vigencia y ejercicio de los derechos de los pacientes oncológicos establecidos en la Constitución de la República, los tratados, instrumentos internacionales y la Ley.

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer tendrá su sede en el Distrito Metropolitano de Quito.

SECCIÓN SEGUNDA

DE LA ORGANIZACIÓN, ESTRUCTURA Y ATRIBUCIONES

Artículo 45.- Organización.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer contará con los siguientes órganos:

1. Pleno del Consejo; y,

2. La Presidenta o el Presidente del Consejo.

Artículo 46.- Atribuciones del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer tendrá las siguientes atribuciones:

1. Definir políticas públicas de salud para el tratamiento integral de pacientes oncológicos, entendiendo que todas las acciones deben tener en cuenta aspectos médicos, humanos y sociales que otorguen opciones médicas de óptima calidad a los pacientes, en un entorno digno, respetuoso, inclusivo.

2. Coordinar e impulsar políticas públicas complementarias que sean necesarias para mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos y sus familias.

3. Velar por el cabal cumplimiento de los derechos de los pacientes oncológicos, el acceso a tratamientos integrales, así como exigir el respeto a los derechos humanos de grupos vulnerables.

4. Supervisar y exigir el cabal cumplimiento de las normas nacionales e internacionales aplicables a la calidad, oportunidad, accesibilidad de tratamientos integrales de salud para pacientes oncológicos.

5. Observar, recomendar, dar seguimiento y evaluar el cumplimiento de la ejecución de las políticas públicas, planes, proyectos y estrategias en materia de atención integral a los pacientes oncológicos.

6. Informarse sobre situaciones de violaciones de derechos a los pacientes oncológicos, y comunicar a los órganos competentes.

7. Las demás que le atribuyan la Ley y el Reglamento

SECCIÓN TERCERA

INTEGRACIÓN DEL PLENO

Artículo 47.- Del Pleno del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y su integración.-

El Pleno es la máxima autoridad del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y estará conformado paritariamente tanto por representantes del Estado como por representantes de la sociedad civil, quienes adquieren la calidad de consejeras o consejeros. Su conformación será la siguiente:

1. El Ministro de Salud Pública del Ecuador, quien lo presidirá.

2. El Ministro de Inclusión Económica y Social, o su delegado.

3. El Ministro de Educación, o su delegado.

4. El Ministro de Trabajo, o su delegado.

5. El Secretario Nacional de Planificación, o su delegado.

6. El Presidente del Directorio del IESS, o su delegado.

7. El Presidente del Directorio del ISSFA, o su delegado.

8. El Presidente del Directorio del ISPOL, o su delegado.

9. El Presidente de la Asociación de Clínicas y Hospitales Privados del Ecuador, o su delegado.

10. 7 delegados de las organizaciones de la sociedad civil, cuyo ámbito de acción esté relacionada con la presente Ley, los cuales serán elegidos conforme lo disponga su Reglamento.

Para la elección de los representantes de la sociedad civil se observará lo dispuesto en el Reglamento de esta Ley. Podrán ser designados individuos que cuenten con el auspicio de una o varias organizaciones de derecho o de movimientos de la sociedad civil cuyo ámbito de acción esté relacionado con el tratamiento integral del cáncer.

Los representantes de la sociedad civil serán seleccionados para un período de cuatro años, pudiendo ser reelegidos por una sola vez consecutiva.

Artículo 48.- Criterios de selección de los consejeros de la sociedad civil.-

Los consejeros serán seleccionados observando los principios de experiencia, alternabilidad, pluralismo, inclusión y participación democrática, garantizando la participación de la ciudadanía a través de la impugnación y control social, acorde a lo establecido en la Constitución de la República.

SECCIÓN CUARTA

DE LA PRESIDENTA  O DEL PRESIDENTE

Artículo 49.- De la Presidenta o del Presidente del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.-

La o el Presidente del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer será el titular de la máxima autoridad sanitaria nacional.

Ejercerá las funciones de convocar, presidir y dirigir las sesiones del Consejo, presentar el informe anual de rendición de cuentas, elaborar el orden del día y las demás funciones que le asigne la presente Ley y el Reglamento.

SECCIÓN QUINTA

DE LAS SESIONES

Artículo 50.- De las sesiones.-

Para la instalación y desarrollo de las sesiones se requerirá la presencia de la mitad más uno de sus miembros y las decisiones se adoptarán por mayoría simple de los mismos. La o el Presidente tendrá voto dirimente.

CAPITULO SEGUNDO

DE LA PROTECCIÓN, DEFENSA Y EXIGIBILIDAD DE DERECHOS

Artículo 51.- De la Defensoría del Pueblo.-

A más de las acciones particulares o de oficio contempladas en el ordenamiento jurídico, la Defensoría del Pueblo, dentro del ámbito de su competencia, vigilará y controlará el cumplimiento de los derechos de los pacientes oncológicos.

Podrá dictar medidas de protección de cumplimiento obligatorio en el sector público y privado y sancionar su inobservancia; así como, solicitar a las autoridades competentes que juzguen y sancionen las infracciones que prevé la Ley, sin perjuicio de la reparación que corresponda como consecuencia de la responsabilidad civil, administrativa y penal a que pueda haber lugar. Para la ejecución de las sanciones pecuniarias, se podrá hacer uso de la jurisdicción coactiva.

CAPITULO TERCERO

DE LOS ORGANISMOS DE EJECUCIÓN DE POLÍTICAS, PLANES, PROGRAMAS Y PROYECTOS A FAVOR DE LOS PACIENTES ONCOLÓGICOS

Artículo 52.- De las Entidades rectoras y ejecutoras.-

Las autoridades nacionales y seccionales, los Gobiernos Autónomos Descentralizados y los organismos especializados en la protección de derechos en todos los niveles de gobierno, dentro del ámbito de sus competencias, serán las encargadas de ejecutar las políticas públicas implementadas por el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, conjuntamente con las instituciones de los sectores público y privado, para la plena vigencia y ejercicio de los derechos de los pacientes oncológicos, de conformidad con la Constitución de la República, los tratados e instrumentos internacionales y esta Ley; así como aquellos derechos que se derivaren de leyes conexas.

TÍTULO IV

DE LAS INFRACCIONES, PROCEDIMIENTO Y SANCIONES

CAPÍTULO PRIMERO

DEL PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO

Artículo 53.- Procedencia y órgano competente.-

El Defensor del Pueblo, como autoridad administrativa competente para conocer este tipo de procedimientos, cuando deba determinar la existencia o amenaza de vulneración de derechos constitucionales o legales de los pacientes oncológicos, seguirá el procedimiento administrativo que se detalla en este capítulo.

Artículo 54.- Legitimación activa.-

Sin perjuicio de la facultad de los órganos competentes para actuar de oficio y de los casos en que se concede acción pública, pueden proponer el reclamo administrativo:

1. La o el afectado;

2. Los parientes hasta el cuarto grado de consanguinidad y segundo de afinidad, cónyuge, pareja en unión de hecho, representante legal o los pacientes oncológicos que tengan bajo su responsabilidad y/o cuidado a la o el afectado; y,

3. Cualquier persona, grupo de personas, comunidad, pueblo, nacionalidad o comuna por sí misma o a través de representante o apoderado.

Se considera persona afectada a toda aquella que sea víctima directa o indirecta de la violación de derechos que puedan demostrar daño. El daño es la consecuencia o la afectación que se produce al derecho.

Para la interposición de este tipo de reclamo administrativo no se requerirá el patrocinio de un abogado.

Artículo 55.- Inicio del procedimiento y contenido del reclamo administrativo.-

El procedimiento administrativo puede iniciarse de oficio, mediante reclamo verbal o escrito.

El reclamo administrativo, al menos, contendrá:

1. La autoridad ante la cual se comparece;

2. Los nombres y apellidos de la o las personas que proponen el reclamo administrativo y la calidad en la que comparecen;

3. Los datos necesarios para conocer la identidad de la o el afectado;

4. La descripción del acto o la omisión violatoria del derecho que produjo el daño y, de ser posible, una relación de los hechos. La persona reclamante no está obligada a citar la norma o jurisprudencia que sirva de fundamento a su acción;

5. Los elementos probatorios que demuestren la existencia del acto o la omisión violatoria del derecho;

6. El lugar donde se le puede hacer conocer el reclamo administrativo a la persona o entidad contra la cual se dirige el mismo; y,

7. El lugar donde se ha de notificar se a la persona reclamante y a la afectada, de ser el caso.

Artículo 56.- Calificación del reclamo administrativo.-

La autoridad administrativa correspondiente examinará dentro de las veinticuatro (24) horas siguientes a su presentación si el reclamo administrativo cumple con los requerimientos señalados y, de ser el caso, la calificará. La calificación deberá contener:

1. La aceptación al trámite o la indicación de su inadmisión debidamente motivada;

2. El día y hora en que se efectuará la audiencia, que no podrá fijarse en un término mayor de tres días desde la fecha en que se calificó la reclamación;

3. La orden de correr traslado a las personas que deben comparecer a la audiencia;

4. La disposición de que las partes presenten los elementos probatorios para determinar los hechos en la audiencia.

En el caso de que el reclamo administrativo no cumpliere los requisitos de admisibilidad, se dispondrá que se complete en el término de tres (3) días. Si no lo hiciere, la autoridad se abstendrá de tramitarla.

Las notificaciones se harán por los medios más eficaces que estén al alcance del organismo administrativo correspondiente, de la persona legitimada activa y de la persona, entidad u órgano responsable del acto u omisión. De ser posible se preferirán medios electrónicos conforme las normas generales.

La citación se practicará personalmente o mediante boleta dejada en el domicilio de la persona citada.

Artículo 57.- Comparecencia de la persona afectada.-

Cuando el reclamo administrativo haya sido presentado por interpuesta persona, el organismo administrativo correspondiente deberá notificar a la persona afectada, la cual podrá comparecer en cualquier momento, modificar el reclamo, desistir o deducir los recursos de ley aunque no haya comparecido antes.

Artículo 58.- Audiencia.-

La audiencia será pública y oral y se llevará bajo la dirección de la autoridad administrativa correspondiente, en el día y hora señalados.

La audiencia deberá registrarse por cualquier medio, de preferencia grabación magnetofónica. Podrán intervenir tanto la persona afectada como la persona reclamante, de ser el caso.

En el caso de inasistencia de ambas partes a la audiencia, la autoridad administrativa dará por concluido el reclamo y dispondrá su archivo. De no asistir la persona reclamante o afectada, injustificadamente, y de ser necesaria su presencia para demostrar el daño, podrá considerarse como desistimiento. De no asistir la persona, institución u órgano contra el cual se dirige el reclamo, se continuará su trámite. Si asisten las dos partes a la audiencia, la autoridad administrativa procurará un acuerdo entre ambas, que, de darse, será aprobado mediante resolución, siempre y cuando la naturaleza del asunto lo permita.

Si las partes concilian, se dispondrá una medida de protección tendiente a favorecer las relaciones entre las y los afectados y se determinarán los mecanismos de evaluación y seguimiento de la medida.

Si no fuere posible la conciliación, la autoridad administrativa escuchará la intervención del reclamante o afectado, quien demostrará, de ser el caso, el daño y los fundamentos del reclamo; posteriormente, intervendrá la persona o entidad cuestionada, que deberá contestar

exclusivamente los fundamentos de la reclamación. Tanto la persona reclamante como el reclamado tendrán derecho a la réplica.

La recepción de pruebas se hará únicamente en la audiencia. La autoridad administrativa controlará la actividad de los intervinientes y podrá hacer las preguntas que considere pertinentes o evitar dilaciones innecesarias.

La audiencia terminará cuando la autoridad administrativa correspondiente forme su criterio y dicte su resolución. La autoridad administrativa, de considerarlo necesario para la práctica de la prueba, podrá suspender la audiencia, por una (1) sola vez y señalar una nueva fecha y hora para su continuación, dentro del término máximo de cinco (5) días, sin perjuicio de que en la calificación de la reclamación se haya ordenado previamente la práctica de pruebas y las comisiones necesarias para recabarlas.

Si la audiencia se extiende más allá de las dieciocho (18) horas, se suspenderá para continuarla en el día siguiente y así hasta concluirla. No podrá interrumpirse en ningún caso, salvo fuerza mayor.

No se aceptará incidente alguno que tienda a retardar el trámite y se garantizará el debido proceso y el derecho de los intervinientes a ser escuchados en igualdad de condiciones.

Artículo 59.- Resolución.-

La autoridad administrativa pronunciará su resolución definitiva en la misma audiencia o, dentro de los dos (2) días hábiles siguientes y en este caso se notificará a los intervinientes en las veinticuatro (24) horas siguientes.

De ser urgentes, los requerimientos de las acciones de protección, deberán cumplirse de inmediato o en su defecto dentro del plazo de cinco (5) días contados desde la notificación de la resolución correspondiente, la misma que podrá hacerse en la misma audiencia.

En caso de incumplimiento del requerimiento, de oficio o a petición de parte interesada, la autoridad administrativa que sustancia el proceso podrá aplicar directamente vía coactiva o con auxilio de la fuerza pública, según sea el caso, multas de entre uno (1) y quince (15) Salarios Básicos Unificados del trabajador privado en general y/o clausura de hasta treinta (30) días del local en los casos que esta última sanción no represente suspensión insustituible de servicios básicos para otras personas o grupos de interés prioritario.

Si el incumplimiento persiste, se podrá recurrir a la justicia ordinaria para ejecutar las medidas que dicten las autoridades competentes; para este efecto se observará el trámite correspondiente de la acción de protección constitucional.

Artículo 60.- Recurso de reposición.-

El recurso de reposición debe proponerse en el término de tres (3) días ante el mismo organismo que la pronunció, quien lo resolverá en el término de cuarenta y ocho (48) horas.

El recurso de reposición se resolverá en una audiencia que se fije para el efecto, de acuerdo con las normas de esta misma sección en la que las partes presentarán únicamente sus alegatos verbales.

Artículo 61.- Desistimiento.-

El desistimiento de la acción administrativa no impide que el órgano sustanciador pueda continuar con el procedimiento, cuando lo estime necesario, para la adecuada protección de los derechos de la o del afectado.

Artículo 62.- Duración máxima del procedimiento administrativo.-

En ningún caso el procedimiento sustanciado ante el organismo administrativo podrá durar más de treinta (30) días término.

Artículo 63.- Sanciones por denegación de justicia.-

Cuando la autoridad administrativa competente se niegue indebidamente a dar trámite a un reclamo administrativo presentado de conformidad con las reglas de este título, se sancionará a las y los responsables, con multa de uno (1) a tres (3) Salarios Básicos Unificados del trabajador privado en general.

Cuando exceda los plazos máximos contemplados para la duración del procedimiento, se sancionará a los responsables del retardo con la multa de cincuenta (50) dólares por cada día de retardo.

Artículo 64.- Destino de las multas.-

Las sanciones con multa aplicadas de acuerdo con esta Ley se destinarán al Presupuesto General del Estado y servirán para financiar las políticas dictadas por el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

CAPÍTULO SEGUNDO

DE LAS INFRACCIONES Y SANCIONES

Artículo 65.- Infracciones leves.-

Se impondrá sanción pecuniaria de uno (1) a cinco (5) Salarios Básicos Unificados del trabajador privado en general o suspensión de actividades hasta por ocho días en caso de reincidencia, las siguientes infracciones:

1. Cobro de tarifa no preferencial en servicios de transporte interprovincial terrestre, aéreo, fluvial, marítimo y ferroviario;

2. Cobro de medicamentos, insumos y ayudas técnicas a pacientes oncológicos con en la red pública integral de salud;

3. Cobrar en exceso al valor de la prima regular los servicios de aseguramiento de salud y/o medicina prepagada;

4. Impedir la accesibilidad al servicio de transporte;

5. Las demás infracciones que establezca la Ley.

Artículo 66.- Infracciones graves.-

Se impondrá sanción pecuniaria de diez (10) a quince (15) Salarios Básicos Unificados del trabajador privado en general y/o suspensión de actividades hasta por treinta (30) días, a juicio de la autoridad sancionadora, las siguientes infracciones:

1. Impedir o negar la atención prioritaria médica a pacientes oncológicos;

2. Impedir el derecho de acceso a la educación en las instituciones educativas públicas y privadas;

3. Impedir el derecho de acceso al trabajo y las normas establecidas en esta Ley al respecto;

4. Impedir a la atención integral de salud y de seguridad social;

5. Impedir o dificultar la accesibilidad a la afiliación voluntaria;

6. Impedir o negar el acceso a los servicios de aseguramiento de salud y/o medicina prepagada;

7. Las demás infracciones que establezca la Ley.

Artículo 67.- Concurrencia de infracciones.-

En caso de concurrencia de infracciones, se impondrá la sanción por la infracción más grave. De ser todas de igual gravedad, se impondrá el máximo de la sanción.

SECCIÓN SEGUNDA

DE LA ORGANIZACIÓN, ESTRUCTURA Y ATRIBUCIONES

Artículo 45.- Organización.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer contará con los siguientes órganos:

1. Pleno del Consejo; y,

2. La Presidenta o el Presidente del Consejo.

Artículo 46.- Atribuciones del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.-

El Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer tendrá las siguientes atribuciones:

1. Definir políticas públicas de salud para el tratamiento integral de pacientes oncológicos, entendiendo que todas las acciones deben tener en cuenta aspectos médicos, humanos y sociales que otorguen opciones médicas de óptima calidad a los pacientes, en un entorno digno, respetuoso, inclusivo.

2. Coordinar e impulsar políticas públicas complementarias que sean necesarias para mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos y sus familias.

3. Velar por el cabal cumplimiento de los derechos de los pacientes oncológicos, el acceso a tratamientos integrales, así como exigir el respeto a los derechos humanos de grupos vulnerables.

4. Supervisar y exigir el cabal cumplimiento de las normas nacionales e internacionales aplicables a la calidad, oportunidad, accesibilidad de tratamientos integrales de salud para pacientes oncológicos.

5. Observar, recomendar, dar seguimiento y evaluar el cumplimiento de la ejecución de las políticas públicas, planes, proyectos y estrategias en materia de atención integral a los pacientes oncológicos.

6. Informarse sobre situaciones de violaciones de derechos a los pacientes oncológicos, y comunicar a los órganos competentes.

7. Las demás que le atribuyan la Ley y el Reglamento

SECCIÓN TERCERA

INTEGRACIÓN DEL PLENO

Artículo 47.- Del Pleno del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y su integración.-

El Pleno es la máxima autoridad del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer y estará conformado paritariamente tanto por representantes del Estado como por representantes de la sociedad civil, quienes adquieren la calidad de consejeras o consejeros. Su conformación será la siguiente:

1. El Ministro de Salud Pública del Ecuador, quien lo presidirá.

2. El Ministro de Inclusión Económica y Social, o su delegado.

3. El Ministro de Educación, o su delegado.

4. El Ministro de Trabajo, o su delegado.

5. El Secretario Nacional de Planificación, o su delegado.

6. El Presidente del Directorio del IESS, o su delegado.

7. El Presidente del Directorio del ISSFA, o su delegado.

8. El Presidente del Directorio del ISPOL, o su delegado.

9. El Presidente de la Asociación de Clínicas y Hospitales Privados del Ecuador, o su delegado.

10. 7 delegados de las organizaciones de la sociedad civil, cuyo ámbito de acción esté relacionada con la presente Ley, los cuales serán elegidos conforme lo disponga su Reglamento.

Para la elección de los representantes de la sociedad civil se observará lo dispuesto en el Reglamento de esta Ley. Podrán ser designados individuos que cuenten con el auspicio de una o varias organizaciones de derecho o de movimientos de la sociedad civil cuyo ámbito de acción esté relacionado con el tratamiento integral del cáncer.

Los representantes de la sociedad civil serán seleccionados para un período de cuatro años, pudiendo ser reelegidos por una sola vez consecutiva.

Artículo 48.- Criterios de selección de los consejeros de la sociedad civil.-

Los consejeros serán seleccionados observando los principios de experiencia, alternabilidad, pluralismo, inclusión y participación democrática, garantizando la participación de la ciudadanía a través de la impugnación y control social, acorde a lo establecido en la Constitución de la República.

SECCIÓN CUARTA

DE LA PRESIDENTA  O DEL PRESIDENTE

Artículo 49.- De la Presidenta o del Presidente del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.-

La o el Presidente del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer será el titular de la máxima autoridad sanitaria nacional.

Ejercerá las funciones de convocar, presidir y dirigir las sesiones del Consejo, presentar el informe anual de rendición de cuentas, elaborar el orden del día y las demás funciones que le asigne la presente Ley y el Reglamento.

SECCIÓN QUINTA

DE LAS SESIONES

Artículo 50.- De las sesiones.-

Para la instalación y desarrollo de las sesiones se requerirá la presencia de la mitad más uno de sus miembros y las decisiones se adoptarán por mayoría simple de los mismos. La o el Presidente tendrá voto dirimente.

CAPITULO SEGUNDO

DE LA PROTECCIÓN, DEFENSA Y EXIGIBILIDAD DE DERECHOS

Artículo 51.- De la Defensoría del Pueblo.-

A más de las acciones particulares o de oficio contempladas en el ordenamiento jurídico, la Defensoría del Pueblo, dentro del ámbito de su competencia, vigilará y controlará el cumplimiento de los derechos de los pacientes oncológicos.

Podrá dictar medidas de protección de cumplimiento obligatorio en el sector público y privado y sancionar su inobservancia; así como, solicitar a las autoridades competentes que juzguen y sancionen las infracciones que prevé la Ley, sin perjuicio de la reparación que corresponda como consecuencia de la responsabilidad civil, administrativa y penal a que pueda haber lugar. Para la ejecución de las sanciones pecuniarias, se podrá hacer uso de la jurisdicción coactiva.

CAPITULO TERCERO

DE LOS ORGANISMOS DE EJECUCIÓN DE POLÍTICAS, PLANES, PROGRAMAS Y PROYECTOS A FAVOR DE LOS PACIENTES ONCOLÓGICOS

Artículo 52.- De las Entidades rectoras y ejecutoras.-

Las autoridades nacionales y seccionales, los Gobiernos Autónomos Descentralizados y los organismos especializados en la protección de derechos en todos los niveles de gobierno, dentro del ámbito de sus competencias, serán las encargadas de ejecutar las políticas públicas implementadas por el Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, conjuntamente con las instituciones de los sectores público y privado, para la plena vigencia y ejercicio de los derechos de los pacientes oncológicos, de conformidad con la Constitución de la República, los tratados e instrumentos internacionales y esta Ley; así como aquellos derechos que se derivaren de leyes conexas.

DISPOSICIONES GENERALES

PRIMERA.- Declárese el día cuatro (4) de febrero de cada año, como el Día Contra el Cáncer.

SEGUNDA.- Para la aplicación de esta Ley, la autoridad nacional competente en finanzas y la autoridad nacional de planificación, adoptarán las medidas necesarias en el ámbito de sus competencias, sin que esto signifique la generación de nuevo gasto público.

DISPOSICIONES TRANSITORIAS

PRIMERA.- Los órganos y entes de la administración pública nacional, provincial, municipal y todas las personas naturales y jurídicas de derecho privado que presten servicios de transporte cumplirán con las adecuaciones de accesibilidad contempladas en la presente Ley, o posteriormente en su reglamento, en un lapso no mayor de dos (2) años contados a partir de la expedición del Reglamento a la presente Ley.

SEGUNDA.- Hasta que se designen a los miembros del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, continuará en funciones el actual Consejo Consultivo Multisectorial, el

mismo que ejercerá las atribuciones conferidas al Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer.

Una vez que hayan sido nombrados los miembros del Consejo Nacional de Lucha Contra el Cáncer, lo que deberá producirse en un plazo máximo de 3 meses, éstos asumirán plena competencia.

TERCERA.- Dentro del plazo máximo de noventa (90) días, a partir de la vigencia de esta Ley, el Ejecutivo dictará el reglamento respectivo a esta Ley.

CUARTA.- El Consejo Directivo del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social en el plazo máximo de sesenta (60) días contados a partir de la publicación de la presente Ley, determinará los ajustes necesarios para el financiamiento de las nuevas prestaciones que prevé la misma.

DISPOSICIONES REFORMATORIAS Y DEROGATORIAS

PRIMERA.- Deróguese toda la normativa vigente que se oponga a la presente ley.

SEGUNDA.- Deróguense las demás normas jurídicas de igual o menor jerarquía que se opongan a la presente Ley.

DISPOSICIÓN FINAL

ÚNICA.- La presente Ley entrará en vigencia a partir de la fecha de su publicación en el Registro Oficial.